Cómo elegir el collar ideal para tu perro



Al elegir el collar ideal para nuestro mejor amigo, tenemos que tomar en consideración un montón de cosas además de la belleza del accesorio, como la seguridad y el confort. Hay varios tipos de diferentes collares disponibles, con variados materiales, colores, tamaños y formatos.

el collar ideal

Antes de conocer los principales tipos de collares, es importante saber los cuidados básicos a la hora del paseo, como echar un vistazo a los ajustes del collar para garantizar el confort, de modo que no se apriete demasiado, y la seguridad, evitando que quede muy larga y posibilite una fuga.

Los collares para perros son un elemento indispensable en la vida de quien tiene una mascota en casa.

Con el fin de controlar a tu amigo agitado o para evitar accidentes, los collares y correas disponibles en el mercado son cada vez más innovadores, tanto en materiales como en funcionalidad.

En el momento de elegir, tenemos que evaluar el porte del animal.

Después de todo, un modelo escogido para un Bulldog francés, por ejemplo, no siempre será el mismo indicado para un Golden Retriever. Entonces, debemos estar atentos a algunos pequeños detalles.

Tipos de collares para tu perro

El collar tradicional: es el famoso en forma de tira que va alrededor del cuello del animal. Indicada para uso en casa, en el día a día, también sirve para colocar la plaquita de identificación. Este tipo de collar también se puede utilizar con la correa en los paseos.

Por prender al animal por el pecho, el estilo arnés es más común en perros de tamaño pequeño y con menos fuerza, pues da más autonomía para que el animal pueda tirar de quien lo esté conduciendo.

Existen los modelos con  tejido acolchado abraza el pecho del animal. Y recuerda: nunca se debe levantarlo tirando por la correa, pues esto puede causar daños a su salud física.

Collares de castigo común en procesos de entrenamiento y adiestramiento canino, los ahorcadores deben ser utilizados con bastante cuidado y atención, pues pueden lastimar a los perros más afuera de manera significativa.

Hechos de manera que causan una molestia grande en el animal cada vez que tira.

Indicado por adiestradores adeptos del método tradicional, tiene la ventaja de garantizar un control mayor del animal.

Siendo más recomendado para perros agitados, que arrastran a sus dueños durante el paseo.

Su uso, sin embargo, debe ser hecho solamente a la hora del paseo y siempre con mucha cautela, ya que, dependiendo de la fuerza y la tensión ejercidas por el perro, puede lastimarlo.

Collares electrónicos, funcionan por medio de pequeños choques y señales eléctricas

Que son enviadas a distancia al collar colocada en el cuello del animal.

Es útil para indicar correcciones o desobediencia de las mascotas, son bastante utilizados en entrenamientos y en el adiestramiento de animales, y cuenta con opciones de estímulo en diferentes niveles de intensidad, que son controlados por el dueño o entrenador de acuerdo con la ocasión.

El collar de adiestramiento propicia el castigo que el perro necesita para entender que el comportamiento es un mal comportamiento, y causa incomodidad suficiente para que el perro no quiera repetir la experiencia.

El collar puede ajustarse y probarse. Ellas suelen ir de un voltaje que no es percibido hasta la máxima que da una sensación muy mala al perro.

También hay  collares antiladridos tienen un dispositivo acoplado en el collar, movido a la batería, que es accionado al sentir las vibraciones de las cuerdas vocales cuando el perro ladra, al recibir las vibraciones el dispositivo emite un sonido.

Este sonido molesta al perro, que tiende a no ladrar para evitar oír el sonido. La intensidad del sonido puede ser alterada.

Quedando hasta un volumen mínimo que no perturbe tanto al perro, pero aún produzca el efecto antiladrido deseado por el dueño.

Cómo elegir el collar ideal para el perro

Definido el tipo de collar, es hora de saber cómo elegir el mejor para tu perro. Además del color y la estampa, aquí van algunos factores con los que debes preocuparte:

Aunque cuesta un poco más, compra sólo los collares hechos con materiales bien resistentes. Tener un collar roto durante un paseo puede resultar en problemas graves, como atropellamiento o fuga de la mascota;

Presta especial atención al cierre. Debe ser práctico de colocar, pero no puede desprenderse con facilidad.

No debe quedar demasiado apretado para no lastimar, pero tampoco puede quedar flojo. De lo contrario, la mascota puede escapar.

Los lavados deben realizarse con regularidad y la frecuencia variará según el uso del collar.

Es importante recordar que siempre debe estar completamente seca antes de ser recolocada, o puede causar problemas de piel, como hongos y dermatitis.

Ahora que ya sabes un poco de los tipos de collares que podemos encontrar en el mercado, en Electropolis encuentras los principales el collar ideal para garantizar que tu mascota esté mucho más seguros y tranquilos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *